Exitoso encuentro comunal del Programa Mujeres Jefas de Hogar convocó a cincuenta tocopillanas

En el encuentro hubo actividades para los niños y niñas de las asistentes, además de muestras fotográficas e interacción de experiencias personales entre las participantes del programa.

El encuentro comunal del Programa Mujeres Jefas de Hogar (PMJH) se llevó a cabo en las dependencias del Teatro Andrés Pérez y contó con la participación de la directora regional de SERNAMEG, Claudia Meneses Oliva, Patricia Villaroel, coordinadora del PMJH y cincuenta mujeres pertenecientes al programa, además de 12 actores representantes de nuestra red local.

Programa

El programa Mujeres Jefas de Hogar promueve y fortalece la inserción, permanencia y desarrollo laboral de mujeres trabajadoras con responsabilidades familiares, y que tienen un rol protagónico en el sustento económico de su hogar, fomentando su autonomía económica, y promoviendo la superación de las barreras que pueden enfrentar al momento de encontrar trabajo.

Dentro de este contexto es que se realizó el encuentro comunal que reunió a las beneficiarias de la comuna, donde el objetivo principal fue que cada una de las participantes comprendieran la importancia del desarrollo personal como un elemento fundamental que facilita la inserción y mantenimiento en el mundo del trabajo.

La actividad conto con una muestra fotográfica del paso de mujeres de la comuna por el programa y Katherine Monsálvez, participante del programa, entregó su testimonio dando realce a lo aprendido como por ejemplo el empoderamiento, la participación, los tipos de violencia, la autonomía entre otros.

De igual forma se entregó un presente a todas las mujeres que terminaron con éxito el curso de alfabetización digital, mujeres que terminaron su nivelación de estudios y las mujeres certificadas que participaron en el programa de DreamBuilder.

Cuidado de menores

El encuentro tuvo dos profesionales que realizaron el cuidado infantil de los hijos e hijas de las mujeres participantes, quienes trabajaron actividades de pintura, dibujos, cuentacuentos, rondas, además de la rutina de juegos y bailes de la tía Campanita.  

.

Finalmente, se les entregó todos los presentes un espacio de relajación entregada por un profesional del área, en este espacio las mujeres disfrutaron con música, baile e intercambio de experiencias, para luego pasar a disfrutar de un cóctel de finalización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *